Foto de contenido

¿Cómo proteger a mi bebé del sol?

Llegó la primavera y poco a poco aumentan las temperaturas, por lo que debes poner más atención en el cuidado de la piel de tus hijos. Los daños producidos por la exposición al sol son acumulativos, por ello, es importante que desde que tu pequeño nace, protejas su piel para disminuir los riesgos de enfermedades como el cáncer de piel.

En este sentido, es recomendable evitar que tu bebé se exponga al sol hasta que cumpla 7 meses, aproximadamente. La piel de tu pequeño es más delicada que la tuya. Los médicos indican que puede ser hasta 5 veces más fina que la de un adulto y hasta la adolescencia, su sistema de pigmentación es inmaduro. La excesiva exposición al sol puede provocarles lunares y manchas a futuro, por lo que es esencial tener mayores cuidados durante la primera etapa de crecimiento.

Entre las 10 y las 17 hrs., los rayos solares son más dañinos. Si vas a salir a pasear con él, hazlo durante la tarde y ponle un sombrero, por ejemplo, que dé sombra a su rostro. Asimismo, aunque no vayas a exponer a tu pequeño al sol directo, no olvides aplicar un protector solar específico para su edad en su rostro y cuerpo, reaplicando cada 3 o 4 horas.